Ruta por Vizcaya: ¿Qué ver en Orduña?

Orduña

El casco histórico y monumental de Orduña está declarado bien cultural, ya que se trata del mayor casco medieval de Vizcaya y uno de los pocos que conserva los restos de las antiguas murallas que lo defendían. Dentro de estos muros, encontramos estructuras religiosas y civiles de gran valor histórico.

¿Cómo llegar a Orduña?

  • En coche

Desde Bilbao debemos tomar la autovía A-8 y continúa por la autopista A-68 dirección Gasteiz. Después hay que coger la salida 3 hacia Llodio e incorporarnos a la BI-4516 dirección Llodio – Orduña.

  • En transporte público

Podemos ir con la línea C3 de Cercanías de Renfe que une Orduña con la estación de Bilbao-Abando. La frecuencia de trenes es de 30 minutos, el viaje dura 45 minutos. También podemos ir en autobús con la línea de BizkaiBus A3641 nos lleva directamente a Orduña.

¿Qué ver en Orduña?

Un poco de historia

En 1229 Lope Díaz de Haro (señor de Vizcaya) otorga a Orduña el fuero de Vitoria, consolidando así la pertenencia de esa localidad al Señorío de Vizcaya. Orduña se encuentra en el camino más corto entre la Meseta y los puertos de Bermeo y Portugalete. Su acceso se hacía a través de un camino no apto para carros, ya que debía sortear la peña de Orduña.

Desde tiempos de Juan II de Castilla fue una de las aduanas o puertos secos de Vizcaya. En 1467 recibió el título de ciudad por el rey Enrique IV, la primera y única villa vizcaína en ostentarlo. Fue entregada por Enrique IV a la familia Ayala, que la conservó hasta que los Reyes Católicos la recuperaron por la fuerza.

En 1535, un gran incendio arrasó la ciudad reduciendo a escombros y cenizas la mayor parte de su patrimonio. Aun así, Orduña supo resurgir y restablecer su posición anterior.

A mediados del siglo XVI las autoridades del Señorío de Vizcaya promovieron la apertura de un camino real (apto para carretas) por el puerto de Orduña. Pero no será hasta en 1686 cuando las autoridades vizcaínas consiguieron la autorización para ensanchar el camino, facilitándose el tráfico de mercancías.

La llegada del siglo XIX y sus guerras provocan el declive de la ciudad. El gobierno decidió trasladar en 1841 las aduanas interiores a la costa.

Portal Oscuro

Las murallas que protegían Orduña tenía más de 1,8 km de longitud y contaba con 7 puertas o portales, de la únicamente se conserva una, el Portal Oscuro. Los restos de la muralla se puede apreciar en los alrededores de la iglesia de Santa María y ocultos por los edificios del casco antiguo.

Muralla - Orduña
Muralla – Orduña

Plaza de los Fueros

La Plaza de los Fueros es uno de los espacios más emblemáticos de Orduña y la mayor plaza mercante de origen medieval de todo el País Vasco. Construida en el siglo XII en pleno núcleo urbano, este espacio acoge algunos de los edificios más importantes e históricos de la ciudad.

Plaza de los Fueros - Orduña
Plaza de los Fueros – Orduña

Junto al Portal Oscuro encontramos el Ayuntamiento de Orduña en lo que fue una construcción del siglo XVI y una torre del siglo XIII, la única torre que se conserva de la antigua muralla de la ciudad.

Ayuntamiento de Orduña
Ayuntamiento de Orduña

Seguimos con la Aduana, una construcción de estilo neoclásica (1787-1792), donde se controlaba las mercancías que entraba a Orduña, ya que como comentamos Orduña era puertos secos de Vizcaya.

Ayuntamiento de Orduña
Aduana – Orduña

Seguimos en la plaza con el Palacio Mimenza (siglo XVI), un edificio renacentista que mira a la plaza con sus seis arcos y la galería de arquillos con los que cuenta en su parte superior. Aquí también se encuentra el neoclásico edificio de la Aduana (siglo XVIII), el renacentista Palacio de Mimenza (s. XVI), el barroco Palacio de Díaz-Pimienta (siglo XVII).

Palacio de Díaz-Pimienta - Orduña
Palacio de Díaz-Pimienta – Orduña

Y terminamos la plaza con la Iglesia de la Sagrada Familia. Se trata de una construcción de estilo barroco (1694) mandada construir por los jesuitas. Destacan por sus dos campanarios y su retablo mayor barroco (uno principal y ocho retablos laterales) del siglo XVII, uno de los más importantes del País Vasco.

Iglesia de la Sagrada Familia - Orduña
Iglesia de la Sagrada Familia – Orduña

Iglesia de Santa María de la Asunción

Atravesando el Portal Oscuro por la calle Burdin llegamos hasta la Iglesia de Santa María de la Asunción (siglo XIV-XV). Se trata de un templo de tres naves de estilo gótico vasco, concebido como iglesia-fortaleza.

Calles de Orduña
Calles de Orduña

Por lo tanto, como tal, construido sobre un tramo de la antigua muralla, con un paseo de ronda sobre su ábside y una potente torre a sus pies. En su interior destaca el retablo mayor barroco, las pinturas murales renacentistas que cubren el ábside y la capilla de San Pedro con un retablo hispano-flamenco.

Iglesia de Santa María de la Asunción - Orduña
Iglesia de Santa María de la Asunción – Orduña

Palacio Ortés de Velasco

En las proximidades del templo se localiza el Palacio Ortés de Velasco, renacentista de fines del siglo XVI. Como la iglesia, está dotado de un marcado carácter castrense.

Palacio Ortés de Velasco - Orduña
Palacio Ortés de Velasco – Orduña
Casas de Orduña
Casas de Orduña

Santuario de Nuestra señora de la Antigua

Terminamos el recorrido por el casco antiguo y nos acercamos al Santuario de Nuestra Señora de la Antigua, situado al otro lado dela estación de tren de Orduña. Hacia la mitad del paseo podremos ver el Convento de la Compañía de María (1883), antiguo colegio religioso de chicas, hoy en desuso.

Convento de la Compañía de María - Orduña
Convento de la Compañía de María – Orduña

El Santuario de Nuestra señora de la Antigua (siglo XVIII) guarda en su interior la imagen de la patrona de Orduña. En honor a ella, se celebran los famosos “Otxomaios”, las fiestas más populares de la villa.

Santuario de Nuestra señora de la Antigua - Orduña
Santuario de Nuestra señora de la Antigua – Orduña

>>Salto del Nervión


No podemos irnos de Orduña sin acercarnos (en coche) hasta el Salto del Nervión, un espacio único entre las provincias de Álava, Burgos y Vizcaya, donde encontramos la cascada o salto de agua más alto de toda la Península Ibérica. Más de 270 m de caída libre en el que el agua se difumina hasta chocar contra las rocas de las montañas. Un fenómeno natural que atrae a miles de curiosos cada año, en especial en época de fuertes lluvias y deshielo.

Para llegar desde Orduña debemos coger la carretera A-2625, un puerto típico de montaña con curvas de vértigo. Una vez en lo alto del puerto, debemos seguir la carretera hasta encontrarnos con la entrada del Monte Santiago, a la izquierda, junto a una pequeña caseta, encontramos el primer aparcamiento. Siguiendo la pista forestal llegamos al resto de aparcamientos (dos más).

Nota: Antes de ir comprueba cuánta agua lleva el río para no hacer el viaje para nada. Lo mejor es mirar unos días antes en Redes Sociales las fotos que han subido la gente que acaban de ir para hacerte una idea de cómo está.

Salto del Nervión
Salto del Nervión

Junto a la Fuente Santiago, encontramos un pequeño centro de interpretación, desde el que podemos entender la importancia de este entorno natural mediante diversos paneles y resolver cualquier duda que os pueda surgir antes de iniciar la ruta.

Más información

Web Turismo Orduña

Dónde comer

Si hay algo que no debes perderte en Orduña es pasarte por la Pastelería Badillo (Plaza del Foro, 3), para probar los mantecados de este local centenario.

Tras eso, nada mejor que tomar un par de pintxo en el Gernika (plaza de Gernika, 6) y el bar X (plaza del Foro, 2). Sin olvidar las famosas tortillas del Belatz Gorri (Gran Vía, 9). Y para la comida nada mejor que el restaurante Llarena (calle Burgos, 6) otro de los lugares populares para comer o cenar en Orduña.

Dónde dormir

Si quieres conocer Orduña aquí puedes encontrar tu alojamiento ideal:

También te puede interesar…

Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*